Publicador de contenidos

Resorcinol, añadido a la lista de sustancias extremadamente preocupantes de la UE
Cerrar
Noticia
Resorcinol, añadido a la lista de sustancias extremadamente preocupantes de la UE
Redacción 25/02/2022
Tras casi dos años de debates estancados, la mayoría de los Estados miembros de la UE ha acordado la identificación del Resorcinol como sustancia extremadamente preocupante (SVHC) debido a sus propiedades de alteración endocrina para la salud humana.
Resorcinol, añadido a la lista de sustancias extremadamente preocupantes de la UE

El resorcinol se ha convertido primer compuesto químico añadido a la lista de sustancias extremadamente preocupantes (SVHC) debido a sus propiedades de alteración de la tiroides.

Durante los dos últimos años, varios grupos de la sociedad civil, entre ellos la Alianza para la Salud y el Medio Ambiente (HEAL), han instado a los Estados miembros de la Unión Europea a apoyar esta clasificación basándose en el sólido conjunto de pruebas disponibles, y han destacado la importancia de cumplir el compromiso de la Estrategia de Sustancias Químicas para la Sostenibilidad de la UE de prohibir y sustituir las sustancias químicas más perjudiciales, incluidas las sustancias disruptoras endocrinas, en los productos.


Un largo recorrido para convertirse en sustancia extremadamente preocupante

El camino del resorcinol para ser clasificado como SVHC ha sido largo. En junio de 2020, el Comité de los Estados miembros de la Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas (ECHA) no consiguió reunir la unanimidad necesaria para proceder a la identificación como SVHC. Los miembros del Comité estuvieron de acuerdo en que la sustancia cumple la definición de disruptor endocrino de la Organización Mundial de la Salud (OMS), pero no pudieron llegar a un consenso sobre si la sustancia cumplía los requisitos para su clasificación como SVHC. Han sido los mismos Estados miembros del comité REACH que aprobaron la inclusión de resorcinol en la lista de SVHC.

HEAL ha insistido durante mucho tiempo la clasificación como SVHC del resorcinol, por varias razones:

  • El resorcinol es un producto químico de gran volumen, registrado entre 1.000 y 10.000 toneladas al año en Europa, y se utiliza en un sinfín de aplicaciones, como cosméticos, productos de higiene, productos farmacéuticos, retardantes de llama y aplicaciones industriales como la fabricación de productos de caucho, adhesivos y resinas. Por tanto, la exposición puede considerarse elevada, tanto a nivel público como laboral.
  • El resorcinol actúa sobre el sistema endocrino inhibiendo la tiroperoxidasa (TPO), un paso clave en la síntesis de la hormona tiroidea. La comunidad científica considera que la alteración de la síntesis de la hormona es en sí misma una de las características clave de las sustancias químicas disruptoras endocrinas.
  • Los impactos de la inhibición de la TPO en la función tiroidea están bien establecidos y claramente documentados en el expediente de apoyo de la SVHC. Los datos mecanísticos sobre la inhibición de la TPO y la función tiroidea permiten predecir y explicar los efectos biológicamente plausibles de sustancias como el resorcinol. Estos efectos se observan en vivo, por ejemplo, a través de cambios significativos en los niveles de hormonas tiroideas tras la exposición al resorcinol en cachorros.
  • La función tiroidea es esencial para el desarrollo humano, incluido el desarrollo del cerebro. Por lo tanto, cualquier modulación involuntaria de la función tiroidea debe considerarse adversa y debe tenerse en cuenta en función de las posibles consecuencias para toda la vida. Además, la alteración de la hormona tiroidea durante el embarazo es especialmente preocupante para el futuro desarrollo del niño.
  • Es justificado incluir resorcinol en la lista de SVHC, puesto que:
    - Existe un vínculo biológicamente plausible entre el modo de acción endocrino del resorcinol y los efectos adversos observados.
    - Los datos disponibles de los experimentos con animales que documentan efectos graves relacionados con la tiroides, incluyendo bocio, impactos neurológicos e hipotiroidismo, indican la relevancia para el ser humano.

La inclusión de una sustancia química en la lista de SVHC es un paso fundamental para la eliminación progresiva de las sustancias químicas nocivas según la legislación de la UE. Una vez que una sustancia se incluye en la lista, puede añadirse a la lista de candidatos de REACH, que establece las obligaciones de información sobre los peligros de la sustancia por parte para las empresas que las utilizan en sus productos. En una fase posterior puede incluirse en la lista de autorizaciones, que obliga a las empresas a pedir un permiso para seguir utilizando la sustancia, pero siempre con el objetivo de que sea sustituido en el futuro.


Fuente | HEAL

McPortletPortalprevencionValoracionView

Like positivo desactivado
Like negativo desactivado